Weekly FX Market Recap

24 abril, 2020

En una semana relativamente estable, el tipo de cambio se deprecia casi $5, donde los mercados globales registraron desempeños negativos siendo el petróleo el principal protagonista con movimientos nunca antes vistos.

Ante el vencimiento el martes del contrato futuro de WTI para entrega en mayo, en un contexto de fuerte caída de la demanda y limitado espacio para almacenar crudo ante el pronunciado salto en los inventarios, los precios del commodity cierran el lunes con un precio negativo por primera vez en la historia, en -US$38 el barril. Sin embargo, después de desplomarse US$56 el barril desde el lunes al viernes, el petróleo se recupera para cerrar la semana solamente -7% abajo evitando contagiar la volatilidad a otros activos globales.

Adicionalmente, los mercados encontraron soporte luego del anuncio de nuevas medidas de
estímulo. En EEUU se aprobó un programa por US$484 mil millones que iría destinado
principalmente a pequeñas empresas, mientras el Congreso ya estaría trabajando en el
siguiente plan de ayuda para la economía. Sumado a esto, los líderes europeos aprobaron un paquete de medidas por EUR 540 mil millones de corto plazo. Por otra parte, los reportes de resultados de las compañías del S&P 500 sorprendieron al alza en utilidad, mientras las solicitudes por subsidio de desempleo mostraron un descenso respecto a la semana previa (4,4 mn) y se ubicaron prácticamente en línea con lo esperado.

Las monedas emergentes cerraron la semana mayormente a la baja ante la fortaleza del dólar. El real brasilero fue la divisa con peor desempeño (-6,2%) ante los roces de Bolsonaro con su gabinete, que provocó la renuncia de Moro.

Después de meses volátiles y a pesar del desempeño negativo para las monedas emergentes, el peso chileno experimenta una semana con movimientos más acotados, fluctuando lateralmente entre el soporte en $855 y la resistencia en $865. Si bien el CLP busca dos
veces en la semana niveles bajo $855, marcando mínimos de $852,5 no logra confirmar la ruptura del soporte. Aun cuando el petróleo muestra una alta volatilidad, el cobre cae solamente -0,3% .

Técnicamente, seguiremos viendo un rango marcado entre $855-$865, con sesgo al alza en caso de ver supresas negativas después de un mes que estaría cerrando positivo para las bolsas globales.

La próxima semana los inversionistas estarán atentos a la publicación del PIB de EEUU del 1Q20, que se espera se contraiga un -3,9% anualizado contra el trimestre previo. Adicionalmente, la Fed realiza su reunión de política monetaria donde no se esperan cambios en la tasa.

La curva forward continúa presionada, aunque se de torna levemente menos negativa respecto a la semana pasada.

Ver informe completo aquí.