Centros comerciales: negocio al alza en Chile

3 julio, 2019

El bajo nivel de la tasas ha llevado a los inversionistas a refugiarse en activos alternativos, entre ellos los fondos inmobiliarios.

El fondo de renta comercial de BTG Pactual concretó hace pocos días su ingreso a la propiedad de VivoCorp con la adquisición de un 25% de la compañía. Para esto, pusimos en marcha un aumento de capital que consiguió la suscripción de casi el 95% de las cuotas en el periodo de opción preferente, y luego, un remate en bolsa del remanente que estuvo 3,6 veces suscrito y que logró atraer el interés de inversionistas institucionales, entre ellos una AFP.

¿A qué se debe tan buena acogida en el mercado? El bajo nivel de la tasas ha llevado a los inversionistas a refugiarse en activos alternativos, entre ellos los fondos inmobiliarios. Históricamente los fondos de renta comercial habían estado enfocados en la compra de edificios de oficinas, strip centers, power centers y bodegas, sin participar en la propiedad de centros comerciales, en donde los grandes operadores al mismo tiempo han sido los dueños de los activos por lo que había sido lenta la entrada de fondos de inversión en esta clase de activos.

Las transacciones de centros comerciales del último tiempo confirman que seguirá el apetito por invertir en este tipo de activo, ya que el mercado y los aportantes han visto con buenos ojos el hecho que agregue diversificación a los fondos y por ende una mayor rentabilidad. En el caso de la asociación con la matriz, como fue la operación desarrollado por el fondo BTG Pactual y VivoCorp, esto permite una mayor diversificación de activos y además el poder aportar de manera efectiva, para el desarrollo global de la compañía.

A diferencia del fenómeno que viven algunos centros comerciales de Estados Unidos -con una tendencia a la bajada de cortina-, en Chile el negocio está creciendo y no es raro ver anuncios de construcciones de malls y strip centers en diversos lugares del país.

Desde nuestra perspectiva, esto se explica por dos factores: Primero, el lugar en que se emplazan; en las ciudades de Chile los centros comerciales cuentan con ubicaciones estratégicas, ya sea en pleno centro de la ciudad, cerca de los polos de desarrollo residencial o de trabajo lo que les permite tener afluencia de público a casi toda hora. En segundo lugar, la oferta integral de servicios. ¿Qué quiere decir esto? La convivencia del mall con supermercados, tiendas de mejoramiento del hogar, bancos, cines, restaurantes y centros médicos, y ahora último con edificios de oficina y habitacionales. La omnicanalidad es una característica que los desarrolladores de centros comerciales -como VivoCorp- han sabido incluir en sus proyectos y eso les permitirá seguir ampliando el negocio durante los próximos años, respecto del que vemos extraordinarias perspectivas.